El Niño refuerza la esperanza de precipitaciones favorables para la campaña agrícola en Argentina.

Durante los próximos dos meses, se prevé la posibilidad de lluvias que estarán dentro de lo normal o incluso por encima de los registros históricos en las regiones del norte y centro del área agrícola en Argentina. Este pronóstico resulta del fortalecimiento del fenómeno climático de El Niño en la región.

Después de las lluvias registradas desde el fin de semana pasado hasta el miércoles, los expertos del Instituto de Clima y Agua del INTA Castelar confirman que el fenómeno climático El Niño ya está en curso. Esto augura un trimestre con precipitaciones dentro del rango normal o superiores a lo normal, así como temperaturas medias más cálidas para el noreste argentino y la región pampeana.

Según Pablo Mercuri, director del Centro de Investigación de Recursos Naturales (CIRN) del INTA, estas lluvias recientes y las que se esperan en las próximas semanas marcan un cambio significativo en la situación de sequía que afectó al sector agrícola durante las últimas cuatro campañas.

La investigadora del INTA, Natalia Gattinoni, señala que se pronostican lluvias dentro del rango normal o superiores a lo normal, acompañadas de temperaturas medias más cálidas en el noreste argentino y en las regiones de la pampeana.

Noviembre y diciembre se consideran meses clave para la ocurrencia de precipitaciones, lo que, aunque llega algo tarde para algunas decisiones agrícolas, podría ser beneficioso en otros aspectos.

Mercuri destaca que el aumento en la frecuencia de eventos de lluvia y su cobertura regional durante la primavera señalan un panorama más optimista para el suministro de agua en la campaña, lo que permitiría la siembra de cultivos como la soja y el maíz de ciclo largo.

Estas lluvias recientes han sido cruciales para la recuperación del trigo y han impulsado la siembra de maíz y soja en la zona núcleo. Se espera que se recupere una cantidad significativa de hectáreas para la siembra de soja que no fue posible el año pasado debido a la falta de humedad. En resumen, las perspectivas para la campaña agrícola a gran escala son optimistas gracias al fenómeno de El Niño, aunque existe la precaución de que las lluvias no se conviertan en un exceso de precipitación. La ventana de siembra de maíz se ha extendido y se espera un avance significativo en las próximas semanas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *